Historia de la familia Bush

Historia de la familia Bush

Este escrito es  un análisis subjetivo pero tiene como fuente las investigaciones que sobre  la familia Bush han hecho escritores y periodistas de prestigio en Estados Unidos.
Carlos Rivero Collado | Para Kaos en la Red | 2-5-2008 | 1905 lecturas | 2 comentarios
www.kaosenlared.net/noticia/historia-de-la-familia-bush

Nota del autor: este escrito es el análisis subjetivo de este autor, pero tiene como fuente las investigaciones que sobre esta familia han hecho escritores y periodistas de prestigio, en Estados Unidos. En la red hay una amplía relación de tales estudios, que debe ser consul-tada por quienes crean que no se ajusta a la verdad esta historia de sexo macabro, esclavitud laboral, nazismo, magnicidio, narcotráfico, genocidio, avaricia, explotación, fraude inmenso, latrocinio, drogadicción, alcoholismo, autoagresión, tortura y terrorismo. Por su-puesto que en la red, junto a muchos escritos serios y decentes, aparecen otros que no lo son, dedicados a mentir y calumniar. Cualquiera inventa un nombre, invierte una pequeña cantidad de dinero, escribe lo que le viene en ganas, sea verdad o mentira, elogio o anatema, excelencia o excrecencia, y lo cuelga en la red, y nadie entiende por qué no se le aplican a este medio de comunicación mundial las mismas leyes que a la prensa escrita, radial y televisada. Por eso es que el lector de la red tiene que distinguir entre libelistas y analistas, y éstos abundan más que aquéllos. Nadie vea en esta dura crítica el ataque personal a una familia, aunque sí al sistema político, social y económico que la hizo como es. Este autor ha vivido en Estados Unidos por más de cuarenta años y ha llegado a querer,admirar y, sobre todo,compadecer a su pueblo y le duele, como en carne propia, el inmenso daño que esta familia le ha hecho por más de noventa años. Sea este análisis, que integra uno de los capítulos de mi libro “Imperio del terror”, inédito aún, un modesto homenaje a la paciencia de ese pueblo.

1-. El abuelo.

Prescott Sheldon Bush estudiaba en Yale University, en New Haven,Connecticut, allá por los años de la Primera Guerra Mundial y pertenecía a una fraternidad estudiantil llamada “Skull and Bones Society” (Sociedad del Esqueleto y los Huesos) cuya ceremonia de iniciación era un reflejo leal del violento corrupto imperio: los estudiantes se reunían en un sótano, no siempre de la universidad, el novato se acostaba desnudo en un ataúd, se cubría con huesos humanos que habían sido sacados de las tumbas profanadas de New Haven y, mientras se masturbaba delante de todos, contaba en alta voz sus experiencias sexuales. Este culto al sexo y la muerte se vería más generalizado unos años después en muchos otros lugares, entre ellos Abu Ghraib, adonde el sadismo y la obscenidad llegó a límites que no se han visto jamás en la historia de la humanidad y algunas de cuyas fotos se han de ver en este análisis.

En 1917, Prescott y otros estudiantes de Yale profanaron la tumba de Gerónimo, el héroe Apache, y se robaron sus huesos, que utilizarían, también, en sus novatadas de féretro, aplausos y esperma.

A fines de los años 30, Prescott dirigió la Union Banking Corporation, que ayudó a financiar la tiranía de Adolfo Hitler. Al entrar este país en guerra, el gobierno confiscó el banco por comerciar con el enemigo (“Trading with the Enemy Act”, 1942). Otras de sus empresas posteriores se beneficiaron con los productos que creaban los prisioneros en los campos de concentración nazis.

Después de la guerra, Prescott mantuvo sus negocios con los aún seguían siendo nazis, a través de Fritz Thyssen, hasta 1952, en que, quizás como un premio a sus hazañas, fue electo Senador federal, por Connecticut.

2-. El padre.

Hay muchos libros serios escritos sobre George Herbert Walker Bush, que perteneció a la misma fraternidad macabra y realizó las propias novatadas en Yale casi treinta años después, que lo señalan como el gran padrino de la droga a nivel mundial desde que, como superoperativo de la CIA, llegó a Beirut, en 1956, para controlar el tráfico de hashish y heroína que llegaba al Líbano desde el Oriente y, después, alcanzaba Europa y Estados Unidos.

Su trayectoria en este sentido incluye su participación secretaen la creación, en los años 70,del mayor centro productor de heroína del mundo, en Chiang Mai, Tailandia; en la formación original de “La Mafia Cruceña”, en Bolivia, que llegó a ser el mayor productor de pasta de coca del mundo (el famoso “Cocaine Coup”, dirigido por el coronel Luis Arce Gómez, en julio de 1980, fue perpetrado en complicidad con este Bush, única vez en la historia que se ha dado un golpe de Estado para aumentar la producción de cocaína); en la creación de “La Compañía”, en Antioquia, Colombia, con la familia Ochoa, que llegó a ser el mayor productor de clorhidrato de cocaína del mundo; el escándalo Irán-Contra, en que se traicionó al supuesto aliado, Irak, para venderle armas a su enemigo, Irán, en los momentos en que miles de seres humanos morían, de ambos bandos, en aquella guerra de los años 80. El desenlace de este escándalo fue la participación de loscontra nicaragüenses para introducir en Estados Unidos, desde Colombia, veintisiete toneladas de cocaína pura –con un valor en la calle, o street value, de miles de millones de dólares–a través de una finca en Costa Rica, propiedad de un estadunidense que era operativo de la CIA, próxima a la frontera nicaragüense. De allí se traía la droga a dos aeropuertos, uno en Fort Lauderdale, Florida, y otro en Mena, Arkansas. Se cree, además, que Bill Clinton, gobernador entonces de Arkansas, fue cómplice de Bush, entonces Vicepresidente, en esta operación, y que utlizó para ello a su medio hermano Roger Clinton y a su cuñado Tony Rodham.

Al Viejo Bush, como se le conoce hoy, se le señala, además, como el enlace entre Allen Dulles, Richard Helms y David Attle Phillips con Howard Hunt en el asesinato de Kennedy. Hunt fue el hombre que vino a Miami y formó el grupo que, según se cree, conspiró para matar a Kennedy: Macho Barker, Frank Sturgis –Frank Fiorini–, Yito del Valle, Orlando Bosch, Luis Posada Carriles, Guillermo Novo, Herminio Díaz, Eugenio Rolando Martínez y otros. Se cree que Díaz y Martínez fueron los que le dispararon a Kennedy desde el grassy knoll”, la pequeña loma que se hallaba cerca de la limosina presidencial, en el centro de Dallas, cubierta de altos arbustos.

Los mayores crímenes del Viejo Bush no fueron, sin embargo, los mencionados, sino la invasión a Panamá, en diciembre del 89, y laagresión a Irak (Guerra del Golfo), trece meses después. En el primero, cientos de personas pobres, entre ellas decenas de niños pequeños,fueron asesinadas, de madrugada, en sus propios hogares, en el corregimiento Chorrillo, cercano al centro de mando del general Noriega. En el segundo, el imperio asesinó a más de cien mil iraquíes

sólo porque el gobierno de Saddam Hussein tuvo el justo valor de recuperar Kuwait, una parte integral de Mesopotamia desde hace nueve mil años, que los imperialistas británicos, maestros del imperio yanki,le arrancaron, a fines del siglo 18, cuando era dos zurreinatos del Imperio Otomano, en complicidad con los tatarabuelos de los actuales emires kuwaitíes. Cabe señalar que la diferencia de todo tipo que pueda haber entre un kuwaití y un iraquí es similar a la que hay entre un pinareño y un habanero o un cordobés y un sevillano, suponiendo que, en este último caso, ambos sean del mismo origen ibero o el mismo árabe

¿Por qué la CIA controla el negocio de la droga? Pues por dinero –enormes cantidades de dinero— y para controlar mental-mente a millones de ciudadanos que, inmersos en el alucinante mundo de la droga, no se ocupan de atentar ni conspirar ni dañar ni siquiera intervenir en la vida pública, o sea como una forma de desinteresar a la población de los problemas políticos nacionales para que la pequeña élite misteriosa que dirige en secreto a este país pueda realizar su labor sin conflictos ni interferencias. Ejemplo: laselecciones presidenciales del 2004 en Estados Unidos, y casi todas las anteriores, en que ni siquiera votó la mitad del electorado. Parte esencial de esta conspiración son los múltiples programas asquerosos de la “television basura” –trash TV–;la lucha libre, repleta de fingido salvajismo y obscenidades reales; la pornografía, incluyendo la de padres teniendo relaciones sexuales con sus hijos y madres con sus hijas, que se divulga hasta por la Internet, a la que pueden tener acceso muchos niños; las películas ultraviolentas que salen de Hollywood; el fanatismo excesivo en los deportes; la educación mediocre en todos los niveles; la música epiléptica y estruendosa … y muchas cosas más. Detrás de todo esto, está la élite misteriosa que gobierna en secreto a este país, y su instrumento, la CIA, y ahora el Homeland Security Department, síntesis de las SS y la Gestapo de la era nazista en Alemania. En todo esto,elhombreclave, desde 1956,ha sido G.H.W. Bush.

Pero, se preguntarán algunos: “¿cómo pudo este señor cometer tantos y tan graves crímenes sin ser procesado jamás?”. Otros dirán: “¡No, qué va, nada de eso puede ser cierto, un solo hombre no puede cometer tantos delitos!”. Mi sugerencia a estas personas, y a muchas otras que pueden tener dudas similares, es que se conecten en la red con el sitio “George Herbert Walker Bush” y encontrarán muchos escritos serios, o sea verídicos, sobre este polifacético yfecundodelincuente. Tiene casi noventa años y aún anda por ahí por los aires lanzándose enparacaídas, exponiendo una vida muy distinta a la que le quitó a tantos inocentes.

3-. La madre.

Bárbara, fue, durante varios años, mientras su esposo era Vicepresidente y Presidente, la CEO –Chief Executive Officer o Jefe Ejecutivo– de Unicor, una compañía privada que se dedica a explotar el trabajo esclavo de los presos federales, que son mas de 150 mil en todo el país; y es posible que aúnlo siga siendo a través de su actual jefe ejecutivo Kenneth Rocks. Es decir, la nuera imita al suegro, pero no esclavizando a los presos de los nazis sino a su propio pueblo, porque no es cuestión de ideología ni guerra, sino dinero. Los presos ganan de 35 centavos a $1.15 la hora, o sea mucho menos del salario mínimo –$6.15 la hora–, y crean productos que se venden a precios de mercado.

Unicor es una de las diversas compañías que tienen el monopolio de esta infamia. Algunas de ellas explotan, también, el trabajo escla-vo de los presos estatales, que son más de dos millones en el país

Quizás esta anciana señora no tenga una culpa directa en algo tan infame como la explotación del trabajo esclavo. Se sabe que el dueño real de Unicor ha sido su esposo y que ella es sólo una fachada, un front. En su juventud, cuando conoció al que después iba a ser su esposo, esta señora era maestra, lo cual prueba en ella cierta sensi-bilidad, cierta nobleza. Si hubiera seguido siendo maestra no se hu-biera involucrado en algo tan vil … pero se casó.

¿Se imagina el lector que, por ejemplo, Sun Yat-sen de China, Azaña de España, Cárdenas de Méjico, Nehru de India, Perón de Argentina, De Gaulle de Francia, Nasser de Egipto, Goulart de Brazil o muchos otros jefes de Estado, hubieran sido, asimismo, mientras ejercían el poder, dueños una de las compañías que explotaban el trabajo esclavo de los prisioneros de sus respectivos países?¡El escándalo hubiera sido gigantesco, habrían tenido que renunciar a sus cargos llenos de infamia, habrían sido colgados del poste más cercano! Bueno, pues eso mismo sucedió aquí en Estados Unidos … y no pasó nada.

(Véase en la red: Barbara Bush y Unicor; puede verse, además, Wackenhut y Corrections Corporation of America, CCA –de esta última compañía, Jorge Mas Canosa y sus herederos han sido, y quizás sigan siendo, accionistas mayores)

4-. Los hermanos.

Neil y Jeb le robaron al pueblo estadunidense decenas de millones de dólares, hace casi veinte años, cuando el Viejo era Vicepresidente, en el escándalo de los “Savings and Loans Associations”. Se ha dicho que éste es “el robo más grande de la historia de Estados Unidos”, pues le ha costado a sus contribuyentes –taxpayers–, hasta ahora, 1.4 trillones de dólares –o billones, en la medida española–, pues el gobierno federal tuvo que cubrir todas las pérdidas de los millones de ciudadanos que invirtieron en esas instituciones financieras. Teniendo en cuenta el dinero que se robaron y el que ha tenido que pagar el Estado, o sea el pueblo, Neil,Jeb y sus socios son los más grandes ladrones de la historia, ante los cuales Caco y los cuarenta ladrones del cuento de Alí Baba eran tiernos bebitos (véase en la red S&L Scandal)

7-. El emperador.

¿Cuál es la historia de este otro Bush?

Nada dirá este autor de su niñez privilegiada ni de su adolescencia inútil ni de su juventud, en la que se negó a ir a una guerra de la que su padre era uno de sus promotores, ni realizó estudios serios, ni tuvo un empleo sostenido, y en la que usó drogas y abusó del alcohol. No. Nada dirá de nada de eso.

Cuando tenía ya más de cuarenta años y era Gobernador de Texas –Tejas: territorio mejicano ocupado, ilegal y vergonzosamente, por el imperio desde 1845– se ejecutó en ese Estado más personas que en ningún otro del país en toda su historia y que en ningún otro país del mundo en la misma época, en su mayoría de origen latino o africano. Jamás el Gobernador concedió una sola conmutación de pena, por lo que hay que deducir que su aficción por la sangre no le surgió en la Casa Blanca.

¿Qué ha hecho este señor desde su llegada al poder imperial?

Veamos: (SEGUIR LEYENDO EN EL ARCHIVO COMPLETO ANEXADO)

Anuncios

Una respuesta

  1. Mucho agradecería seguir enviándome información. Gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: